Ocupación completa en la enfermería

El Ilicitano está sufriendo bastantes bajas por lesión durante esta temporada. Álex Heredia, Alberto Rubio e Ismael Heredia son lo que más tiempo pasarán en la enfermería.

0
582
Fotografías: Juan Monzón / Franjiverdes.com

Las ganas de mejorar y de superarse también tienen su parte negativa. Cuando uno quiere ir más allá, a veces puede ocurrir que te lesiones. Otras veces, simplemente es mala suerte al intentar atajar un balón o una mala caída.

Esta temporada, se han visto lesiones de todo tipo. Pero con una plantilla tan corta como la del Ilicitano, está pasando factura al equipo. No es de extrañar que hayan llegado varios refuerzos para la zona defensiva, la más castigada.

La llegada de El Habibe fue más por la salida de Darío Guti, pero las incorporaciones de Kike y Perujo son para reforzar dos bajas importantes. Además, la carga de minutos en ciertos jugadores está pasando factura a modo de dolores o molestias.

Empezamos primero por Ismael Heredia y Álex Heredia. El central se lesionó el ligamento cruzado de la rodilla en el partido contra el Almazora , cuando intentaba detener a un defensa. Mala suerte tuvo el chico y estará de baja casi hasta el final de temporada.

El lateral izquierdo, Álex, sigue en su proceso de recuperación por un neuroma de Morton. No es una lesión sencilla y se necesita tiempo para estar de nuevo recuperado. La llegada de Perujo quizás sea para darle más descanso a Xavi Olmos, que también ha estado un tiempo con molestias.

Sin duda, no son buenas noticias para la zaga defensiva. Habrá que esperar si las nuevas incorporaciones pueden rendir en dichos puestos y que los lesionados se recuperen bien para poder volver a jugar.

Otro jugador que tuvo que pasar de nuevo por el quirófano fue Alberto Rubio. Se rompió un metatarsiano y ha tenido alguna complicación con la placa que le pusieron. La parte positiva es que podría estar de vuelta a los terrenos de juego durante este mes de febrero. Rubio vino unos meses más tarde, pero demostrando ser un extremo eléctrico y punzante.

En la zona amarilla, nos encontramos con dos jugadores que llevan muchos minutos a sus espaldas y esto repercute en su rendimiento. Tanto Javi Llor como Primi han tenido que jugar con dolores y molestias en los últimos encuentros. Está claro que los chicos quieren jugarlo todo, pero también tener cuidado de no forzar. Una lesión de larga duración no sería lo mejor para ellos.

Otros jugadores que han pasado por la zona amarilla han sido Xavi Olmos y Pedro Montero. No han podido disputar algún partido o no han podido salir de inicio por no estar en condiciones óptimas. Lo bueno es que ya parecen recuperados y listos para esta segunda vuelta.

No todo son malas noticias en la enfermería del Ilicitano. En la zona verde nos encontramos con jugadores que han regresado de sus respectivas lesiones con un rendimiento muy alto. Es toda una alegría volver a ver jugar a Ismael César, todo un guerrillero contra las defensas rivales. La temporada pasada estuvo más tiempo en la grada por su lesión de pubalgia.

Misma lesión padeció el lateral del Juvenil, Óscar Gil. También tuvo que pasar por quirófano, pero ha regresado con nuevas fuerzas para seguir obteniendo minutos en el filial franjiverde. Un joven jugador con mucha proyección, al igual que Olmos, Molina o Benktib.

El último en volver a pisar el césped del Martínez Valero y el Díez Iborra ha sido el delantero Sory Kaba. Su mejoría se ha notado mucho. Incluso aficionados en las gradas no podían creerse que se tratara del mismo jugador de la temporada anterior. Sory ha regresado, más hambriento que nunca y con ganas de quedarse para demostrar que puede valer para el primer equipo.

Tres recuperaciones que le dan un respiro al Ilicitano con tanta lesión y que vuelven con fuerzas para intentar ocupar un puesto titular. Esperemos que con el tiempo, la enfermería se vaya vaciando. Que no existan nuevos ingresos, y los que estén en ella se recuperen muy bien para regresar en condiciones excelentes.

No hay comentarios

Dejar respuesta